Inflamación y dolor de oídos: Cuales son las causas y los trastornos.

Inflamación en oídos

Los oídos son los órganos del equilibrio, es decir, más allá de que a través de ellos podemos percibir los sonidos, también mantienen el equilibrio de nuestro cuerpo. Y cuando presentamos algún tipo de molestia o perturbación en ellos, sentimos como nos desestabilizamos, como perdemos equilibrio.

Las inflamaciones y dolor en los oídos son causadas por varios factores, debemos tener en cuenta que una molestia en la zona indicada no es muy común, cada persona debería darle las atenciones recomendadas por su doctor o medico de cabecera.

¿Qué partes componen el oído?

Los oídos son uno de nuestros sentidos, los cuales nos permiten percibir estimulaciones sónicas del exterior, es decir, nos permiten escuchar. Y no solo eso, también son responsable de que podamos mantener el equilibrio y no nos caigamos al estar de pie.

Composición del oído

A pesar de ser un órgano pequeño, este es muy complejo. Y para entender su funcionamiento, es menester explicar la composición de este.

·         El oído externo

La forma característica de los oídos es esa debido a que así, es posible recibir con mayor seguridad los sonidos externos y transportarlos a los conductos internos. Es decir, la forma de nuestros oídos es esa porque así resulta más fácil recoger los sonidos.

·         Oído medio

El conducto auditivo está conformado por el tímpano, y tres pequeños huesos, los cuales son: martillo, estribo y yunque. La función de ellos es maximizar o potenciar los sonidos para que, de ese modo, lleguen al oído interno.

·         Oído interno

Aquí es donde todo ocurre. Los impulsos u ondas enviadas por el conducto auditivo son procesadas aquí a través de los componentes eléctricos, para posteriormente llegar al cerebro. Este es un pequeño orificio en el cual se encuentra la cóclea o caracol y el vestíbulo. La función de estos es procesar los impulsos recibidos y enviarlos al cerebro para luego ser entendidos. Es así como escuchamos algo.

¿ Que causa el dolor de oídos?

La inflamación del odio es causada por la infección de este por acción de una bacteria o virus en el oído medio. La inflamación en el odio tiene como origen principalmente enfermedades como la gripe, resfrió, mal de altura, alergias, entre otros.

Al tener estas otras enfermedades como causantes del dolor e infección del odio,  congestionan la garganta, subiendo hasta las fosas nasales y llegando a las trompas de Eustaquio en la zona media del oído.

Las trompas de Eustaquio

Estas trompas tienen la forma de tubos estrechos que se ubican en cada lado de los odios medios.

La hinchazón, inflamación, dolor  y mucosidad en esta zona, son productos de una infección bacteriana producidas en las vias respiratorias. Esta infección provoca el aglutinamiento de líquidos en el odio medio. Mayormente la causa de la otitis se desarrolla por una infección por virus en estos líquidos.

Las otitis se frecuentan muchos casos en los infantes, la razón es porque sus trompas de Eustaquio son mas estrechas y en posición horizontal, dando lugar al bloqueo para drenar o eliminar los líquidos que se acumulan en la zona media del odio.

Afecciones relacionadas

Hay diversas afecciones que  pueden relacionarse con la otitis o generar problemas en el odio medio, se pueden encontrar las siguientes:

  • La otitis media con acumulación es una hinchazon y acumulación de líquidos (efusión) en el oído medio sin infección por bacterias. Esto puede deberse porque la acumulación de líquidos persiste incluso después de que se haya eliminado la infección en el oído. También puede suceder debido a una disfunción o bloqueo no infeccioso de las trompas de Eustaquio.
  • La otitis media con efusión grave se da cuando el líquido permanece en el oído medio y regresa continuamente sin infección viral o por bacterias. Esto hace que los infantes sean susceptibles a desarrollar otitis nuevamente, y podría afectar la audición.
  • La otitis media supurativa grave es una otitis persistente que suele desarrollarse finalmente con el desgarro o perforación del tímpano.

Dolor de oído

En ocasiones, podemos sentir incomodidad o dolor. Esto puede deberse a que pasamos largas jornadas expuestos al frío, o al introducir cuerpos extraños (como hisopos), estos pueden provocar la ruptura del tímpano, o una infección. También existe la posibilidad de que, nos duelan los oídos por problemas en la mandíbula, el uso excesivo de auriculares.

Cuando hay infección en las amígdalas, también podemos sentir dolor en los oídos.

En todo caso, si es un dolor prolongado y muy fuerte, debemos acudir al médico, este nos realizará las pruebas pertinentes e identificará la causa del dolor, de ese modo, podrá prescribirnos algún medicamento.

Infección del oído en adultos

Esto es generalmente una infección causada por una bacteria, aunque también puede ser debido a un virus. Dicha infección puede causar otitis, la cual afecta al oído medio, y aunque los niños son más propensos a padecerla, puede afectar también a los adultos.

La otitis causa mucho dolor por la acumulación de fluidos en el oído medio y la inflamación.

Los adultos pueden presentar una serie de síntomas que van desde disminución de la audición, sienten secreciones de fluidos provenir del oído, y un dolor muy intenso.

Anteriormente mencionamos que, las infecciones del oído son causadas por alguna bacteria o virus, y que, además, generan otra serie de males como fiebre, resfrío, etc., las cuales perjudican las fosas nasales, garganta y trompas de Eustaquio, las cuales son una serie de tubos que nacen en los oídos medios y conectan con la parte delantera de la garganta. El propósito de estas es entilar el aire que atraviesa el oído, drenar las secreciones de líquido, y regular la presión del aire.

Otitis externa tratamiento

La otitis es una infección en el conducto auditivo ocasionada por bacteria, generalmente por la Pseudomonas.

En muchas ocasiones, los factores de riesgo son la unión de líquidos en el conducto y utilizar hisopos. Hay una variación de esta, que se denomina otitis externa maligna, la cual afecta generalmente a personas de edad avanzada, pacientes con diabetes. Se caracteriza por ser una infección grave en el hueso temporal.

En este caso, nos enfocaremos en la otitis aguda leve y moderada. El tratamiento para estas puede ser aplicar antibióticos tópicos, o el uso de ácido acético tópico. Estos antibióticos son muy eficaces para este tipo de otitis. Aunque para comenzar, se recomienda deshacerse de los residuos del conducto que están infectados a través de la aspiración o utilizando hisopos secos, con mucha delicadeza.

Es posible tratar la otitis externa leve con una solución de ácido acético, y para reducir la inflamación, se debe aplicar hidrocortisona tópica.

Para la moderada, es conveniente añadir una suspensión bacteriana, las cuales pueden ser ofloxacino, ciprofloxacino, polimixina, etc. Si la inflamación es muy grave, es recomendable colocar una mecha de drenaje cubierta de acetato de aluminio al 5%, o algún otro antibiótico.

También es altamente recomendable mantener el oído seco.

Inflamación del oído externo

El oído del nadador, es otro nombre que recibe la otitis externa, y esta es una infección, como mencionamos anteriormente, que causa una inflamación en el canal auditivo, la cual resulta muy dolorosa. Sin embargo, la inflamación del oído externo no se debe solo a la otitis, también puede ser ocasionada por alergias, baños de burbujas, colocarse auriculares, hisopos al limpiar el canal auditivo, sudoración o problemas en la piel.

Se debe ser muy cuidadoso con los oídos, ya que son muy sensibles, y evitar, en la medida de lo posible, introducir cuerpos extraños.

Inflamación del oído por audífonos

Muchos estudios se han publicado afirmando que, el uso prolongado de audífonos puede ser perjudiciales para nuestros oídos, sumado a esto, el hecho de que la música suene a volumen muy alto puede ocasionar que, eventualmente, suframos de pérdida de audición.

Estos agentes externos pueden exponer nuestro oído a infecciones, ya que obstaculizan la circulación normal de cera. También hay que tener mucho cuidado al quitárnoslos porque podemos hacernos daño, y cuidar el volumen de la música, ya que lastima nuestro oído. Todo esto puede generar dolor, inflamación y hasta infección.

Inflamación del oído por agua

Otro factor que puede ocasionarnos inflamación o hasta infección, es que nos entre agua en los oídos. Cuando vayamos a la piscina, playa o nos estemos dando un baño, hay que ser cuidadosos y no dejar que nos entre agua a los oídos, ya que el agua que entra crea un ambiente húmedo, el cual es propicio para la proliferación de bacterias, las cuales pueden ocasionarnos otitis.

Inflamación y dolor de oídos: Cuales son las causas y los trastornos.
Califica esto
        © inflamaciones.com 2019     Quiénes somos   Contacta con nosotros   Términos y Condiciones   Política de privacidad   Política de cookies