¿Sientes dolor? Causas y tratamientos para la inflamación pélvica en los hombres

 

El dolor pélvico siempre se ha ligado solamente con las mujeres, por sus conocidos dolores de parto, o el malestar del periodo, y todos los demás factores que la hacen vulnerables a padecer de dolores pélvicos, sin embargo, el dolor e inflamación pélvica, pudiera afectar a los hombres, aunque no con la misma cotidianidad, con la que escuchamos a una mujer hablar de sus dolores pélvicos.

Enfermedad inflamatoria pélvica

Las inflamaciones pélvicas, siempre han estado relacionadas a la mujer, y sus dolores menstruales, sus embarazos, y partos que debilitan la pelvis, e incluso algunas enfermedades de transmisión sexual también pueden originar inflamación pélvica.

Se corre mayor riesgo de contraer una inflamación pélvica, en el caso de la mujer, al tener una enfermedad de transmisión sexual, no tratada, tener, las de una pareja sexual, haber padecido de inflamaciones pélvicas en ocasiones anteriores, es sexualmente activa, y menor a 25 años, el continuo uso de duchas vaginales, o el uso de dispositivos intrauterinos.

En casos masculinos, los factores resultan un poco más complejos de determinar, ya que no son tan comunes las inflamaciones pélvicas. Sin embargo, si puede llegar a padecer de inflamaciones pélvicas, aun cuando no se considere que padece que la enfermedad de inflamación pélvica.

Posibles causas de inflamación pélvica en hombres

  • Afecciones musculares o nerviosas, como inflamación o debilidad en los músculos pélvicos, por someter la zona a esfuerzos demasiado grandes, o daños a los nervios en el área pélvica.
  • Repercusiones del abuso físico o sexual, o incluso el abuso de drogas.
  • Padecimientos con el intestino o la vejiga, como el SCI (Síndrome de Colón Irritable), inflamación en la vejiga, o tumores o problemas prostáticos.

¿Cómo saber si se tiene la pelvis inflamada?

En el caso de los hombres, no existen mecanismos para determinar la inflamación pélvica, más que el dolor en la parte inferior del abdomen, fiebre, dolor o sangrado durante las relaciones sexuales, sensación de ardor al orinar.

Ante la presencia de alguno de estos síntomas, debe hacerse examinar por su médico, y así tener un tratamiento temprano de la inflamación, previniendo la aparición del dolor crónico.

¿Se debe acudir al médico por inflamación pélvica?

Siempre que su cuerpo manifieste condiciones anormales, sin dudar usted debe consultar a su médico. Si no es nada que amerite preocupación, usted estará tranquilo en casa, sabiendo que no hay de qué preocuparse, pero si resultara ser una afección grave, usted ya habrá dado el primer paso para combatirla.

Si hay presencia de nuevos síntomas, o los síntomas típicos de sus afecciones conocidas, como las del Síndrome de Colón Irritable, o tiene dudas sobre su condición y su cuidado, no espere, y acuda al médico.

Es importante resaltar que bajo ningún concepto debe auto medicarse, así conozca de memoria el tratamiento y la dosis recomendada.

Síntomas de que su inflamación es una emergencia y debe ser tratada cuanto antes

Si ya ha recibido la mediación analgésica para combatir los dolores pélvicos, y persisten, o siente además de la inflamación, fuerte dolor en el pecho, y dificultad respiratoria, debe inmediatamente ser trasladado a la sala de urgencias del hospital más cercano, para recibir pronta atención.

Sobre las inflamaciones pélvicas en los hombres

A diferencia de las mujeres, la pelvis puede inflamarse, por factores totalmente distintos a los conocidos, ya que el hombre puede presentar dolor e inflamación en uno o ambos lados de la pelvis. Pudiera estar originado por la adopción de determinadas posiciones, o ciertos esfuerzos físicos, como el acto sexual, o por una deposición intestinal.

Es posible incluso, que la inflamación empeore luego de estar sentado o parado por largos periodos de tiempo, dando lugar a dolores que pueden llegar a ser crónicos, y continuar por largos lapsos de tiempo.

Tratamientos

Según sea el caso, y la magnitud de la inflamación, el médico tratante pudiera sugerir la ingesta de analgésicos, antibióticos, o incluso, necesitar de cirugía para lograr combatir la inflamación.

 

Revisión al suelo pélvico de los hombres

Al pasar desapercibidos, por la ausencia de ciclos menstruales, y embarazos, el cuidado del suelo pélvico del hombre podría no tener la atención necesaria, sin embargo, muchos son las actividades diarias del hombre que lo pudieran debilitar.

La presencia de la próstata, y la ausencia de la cavidad vaginal, protegen al suelo pélvico masculino ante algunas complicaciones. El suelo pélvico está formado por un conjunto de músculos y ligamentos que rodean la uretra y el ano, originando los esfínteres, uretral y anal.

Siempre es mejor prevenir que lamentar

Prevenir el deterioro y afectación del suelo pélvico masculino, siempre será una sabia decisión. Desde combatir la obesidad, hasta la lucha contra el estreñimiento, figuran entre las principales actividades a realizar para combatir el deterioro de la pelvis.

Muchos hombres, en medio del machismo, e ignorancia, olvidan que tienen un cuerpo con capacidades asombrosas, incluso de padecer de afecciones que quizás resulten inexplicables para ellos, por la naturaleza de su hombría, como la inflamación pélvica.

Además, el mito que picó y se extendió, y los constantes chistes sobre la visita al urólogo, y su revisión anal, hace que muchos hombres se muestren escépticos hacia cualquier tema que hable de la zona pélvica, y más aún, si se nombra la próstata.

Incluso para hombres con un rol activo en la sexualidad, el suelo pélvico pudiera verse debilitado, ya que la continua actividad, y el esfuerzo tarde o temprano surtirá su efecto.

Otras alteraciones pélvicas masculinas

·        Alteración del tono muscular pélvico

Cada día aumentan los casos que refieren el aumento del tono muscular, vinculados al estrés, trastornos inflamatorios o infecciosos de las vísceras u otras estructuras pélvicas, o por el dolor pélvico crónico.

·        Carencia global o parcial del suelo pélvico, o falta del esfínter anal, u urinario.

Suelen generarse en alteraciones neurológicas, o luego de cirugías radicales, o tratamientos de radioterapia. Podría generar, desde incontinencia urinaria o fecal, hasta trastornos sexuales, como la eyaculación precoz, o disfunción eréctil.

·        Dolor pélvico crónico.

Esta termina siendo una de las más comunes afectaciones, y en muchas ocasiones, con un origen desconocido.

¿Sientes dolor? Causas y tratamientos para la inflamación pélvica en los hombres
4 (80%) 2 votos
   
PortalesMedicos.com
    © inflamaciones.com 2019    
Inflamaciones.com